Referencias

Producto:
Gaulino Silloncito
Familia:
Gaulino
Fabricante:
BD Barcelona >
Diseñador:
Oscar Tusquets Blanca >
ID de Architonic:
1406095
País:
España
Año de lanzamiento:
2016
Grupos fabricante :
Asientos-Sillones >
Grupos:
Asientos-Sillones >

Descripción de producto

“El desafío era diseñar un silloncito ligero, de poca altura, en madera y cuero. En un inicio, iba por otro camino, pero, tras varias maquetas, prototipos y cambios de impresiones con el equipo de diseño de BD, el resultado se ha ido acercando inevitablemente a la silla Gaulino que diseñé hace casi treinta años. No lo preveíamos así, pero la ergonomía y coherencia estética de la pieza nos ha ido llevado a una solución tan cercana a la Gaulino, tan heredera de Gaudí y Mollino, que hemos decidido conservar el nombre.” OSCAR TUSQUETS

No queríamos hacer un sillón a partir de la silla Gaulino sino una nueva Gaulino para sentarse de otra forma, más baja y cómoda si cabe, porque una de las virtudes menos aparentes de la silla que Oscar Tusquets diseñó en 1987, es su sorprendente comodidad. La nueva Gaulino easy chair es ligeramente más robusta y se presta a otros usos que no son los de acompañar a una mesa. Cumple la función de un silloncito pero siendo visualmente muy ligero. Se fabrica también mediante procesos artesanales e industriales en madera de fresno macizo, barnizado en color natural o teñido negro. El asiento es siempre tapizado en cuero.

Variedades de producto

Familia de producto

Concepto

Los viejos rockeros nunca mueren y a Oscar Tusquets le sobran ganas de demostrarlo. Este arquitecto, artista —el dibujo de la dama molliniana lo ilustra— y escritor, ha diseñado casi de todo a lo largo de su larga carrera —su trabajo tiene una enciclopedia propia, compilada por Juli Capella y publicada por la editorial Electa— y en particular muchas sillas, algunas de ellas muy admiradas, pero posiblemente ninguna sea tan bella como Gaulino. En esta pieza —dice Tusquets— algún crítico había detectado su conocida admiración por Salvador Dalí pero, cuando la vio acabada, le pareció que las influencias evidentes provenían de Antoni Gaudí y Carlo Mollino. Por eso se llamó Gaulino. La diseñó en 1987 y desde entonces se ha convertido en un referente del diseño español. “Aprendí y me divertí mucho y lo considero uno de mis mejores trabajos. Aunque su apariencia es totalmente artesanal, fue mi primer proyecto realmente industrial en madera; allí me di cuenta de lo que las máquinas podían llegar a hacer.” Casi un cuarto de siglo después, BD la reedita, mejorada, acompañada con un nuevo diseño de mesa y consciente de poseer una silla irrepetible que tiene una gran historia que contar. Con ella BD ha iniciado la realización de una serie de piezas audiovisuales —BD STORIES— sobre sus diseños más emblemáticos.